Novedades editoriales

26 de mayo de 2016

Medio millón de personas podrían visitar la exposición Antiguo Egipto: Vida en el Nilo


La experiencia le hacía pensar que podía ser una muestra atractiva para todo público: ¿Quién no se ha fascinado con la historia del antiguo Egipto, su mitología, sus dioses antropomorfos y momias conservadas por siglos más allá de la muerte? Sin embargo, Alejandra Serrano, directora del Centro Cultural La Moneda, no calculó la magnitud del éxito. Con 150 mil personas en poco más de un mes, Antiguo Egipto. Vida en el Nilo promete convertirse en la muestra más exitosa del recinto, que este año celebra una década.

Hasta ahora el récord lo tiene la muestra de 2009, La antigua China y el ejército de terracota, que atrajo en seis meses de exhibición a 367 mil visitantes. “Al ritmo que va la actual exhibición, proyectamos que llegue a las 500 mil personas para su cierre a mediados de agosto”, afirma Serrano. Desde su inauguración, el 20 de abril, el flujo de visitas ha sido constante, promediando 4.500 personas diarias, que se concentran sobre todo los fines de semana.

“Hemos tenido que hacer el esfuerzo de duplicar el personal de seguridad y de aseo para poder dar abasto a la demanda de visitas. Los fines de semana se producen largas filas y a veces hay poca paciencia del público para esperar, porque por un tema de conservación, las salas aguantan una cantidad fija de personas. Son muy pocas las oportunidades en que muestras como estas se llenan de esta manera”, agrega la directora.

La exposición, que reúne cerca de 400 piezas originales - de hasta 3 mil años de antigüedad-, pertenece al Museo Egipcio y Colección de Papiros, que desde 2009 alberga el Neues Museum, ubicado en la Isla de los Museos de Berlín: uno de los acervos más importantes del mundo clásico y que por primera vez pisa Sudamérica.

Entre las piezas estrellas de la muestra están dos esculturas de la diosa Sekhmet sentada y con cabeza de león, datadas entre el 1388 a.C y el 1351 a.C; dos sarcófagos, uno en forma de caja rectangular, característico de los Imperios Antiguo y Medio, fabricado en piedra caliza y con coloridos jeroglíficos interiores y una cubierta en forma de faraón hecho en granito rosa. Además de un papiro de cuatro metros de extensión perteneciente al Libro de los Muertos, fechado en el 320 a.C.

“Creemos que este éxito proviene de la gran fascinación que despierta hasta hoy esta civilización, pero también hemos hecho como nunca un gran trabajo de difusión en los medios de prensa y, por supuesto, el boca a boca ha funcionado”, asegura Serrano.

Artículo: Denisse Espinoza.

Revista Egiptología 2.0


Curso on-line



Exposición temporal: Animales sagrados del Antiguo Egipto (Museo Egipcio de Barcelona). Del 22 de febrero al 30 de septiembre de 2017.